Blogia
OkCuba

Los “amigos” que tengo

Quizás no sean los mejores, quizás no sean comprensivos, quizás sean rebeldes, quizás tengan muchas razones para que sean mis  “amigos” entre comillas.

 Recuerdo  que en el VII Congreso de la Unión de Periodistas de Cuba (UPEC) ,  el Comandante en Jefe Fidel Castro nos exhortaba a prepararnos para el dominio del Internet como un arma de combate contra los enemigos  de la Revolución, de aprovechar sus potencialidades para dar a conocer la  verdad de esta Revolución con sus virtudes, errores y defectos.

 Lamentablemente  esa arma no es patrimonio hoy de la mayoría de  los periodistas,  una fuerza de combate sin  todos los pertrechos  para  no perder ni en un tiro en la red. No olvido que el Comandante también nos dijo que gracias a la labor  constante, sacrificada de  los cuadros y periodistas del país  se había contribuido a salvar la Revolución en los difíciles momentos del período especial. Me sentí identificado como uno de sus  soldados.

 Ayer, una colega, con toda fe me confesaba: “Roberto, te están cuestionado que en tu muro en facebook aparecen personas muy desafectas a la Revolución” y me mencionó en especial uno. No digo sus señas para que no se crea cosas.

 Y bueno, me pregunto: ¿Utilizaremos   la  red, esa posibilidad solo para congraciarnos  con los amigos de verdad, con los de la Revolución?¿ O aprovecharemos este espacio donde no suenan  cañones, ni caen bombas, ni se destruyen infraestructuras, ni hay victimas inocentes para decir nuestros criterios, exponer nuestras ideas, decir nuestras verdades aún, cuando es real, no tengamos toda la información para que cada disparo sea verdaderamente certero en el momento preciso?.

Con toda certeza decía nuestro José Martí: “ De pensamiento es la guerra mayor que se nos hace: ganémosla a pensamiento.“ (Carta a Benjamín Guerra y Gonzalo” de Quesada”. Cabo Haitiano, abril 10 de 1895. OC. 4:121; EJM. V:152)

 ¿Tendré que ir a mi relación de “amigos” , más de 3000 en total, y seleccionar y eliminar a los más recalcitrantes, a los más agresivos, a los irrespetuosos, a los que tienen sus verdades y razones  para no simpatizar ni estar con la Revolución?

 He tomado como línea poner fin a esos “amigos” que saturados de rencores y odios convocan a una  “primavera cubana”, al estilo de la árabe y en particular como lo sucedido  en Libia, a los que  amenazan con matanzas  de cubanos, de poner fin a todos los cederistas y fidelistas, tamaña misión,  a los que desean ver correr la sangre de este pueblo trabajador, digno, solidario, humanista, honesto, patriota,  incapaz por dignidad y tradición de hacer mal a nadie. A esos “amigos” retrógrados, mafiosos, que  reniegan de su patria no los quiero, que no es lo mismo que esos “amigos”  que discrepan de una obra, un proyecto, de una ideología y una Revolución.

 Solo recordarè, sin comentario alguno, esta frase del Maestro de todos los cubanos, afuera o adentro, amigos o amigos con comilla.” Sólo son amigos de la patria los que saben deponer ante ella sus iras y sus tentaciones.”(Carta al Director de El Avisador Cubano”. Nueva York, julio 6 de 1885. OC. 1:181; EJM. I:305).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres