Blogia
OkCuba

Fábrica avileña Suchel-Cepil hace honores al Che Guevara

Comenzaron hace 50 años en la producción de cepillos industriales, fundamentalmente para los centrales azucareros y otras industrias. Tienen el orgullo de que un 13 de febrero de 1963 el Comandante Ernesto Che Guevara, Ministro de Industrias, les visitara para dar inicio a sus producciones.

 Es el actual colectivo de trabajadores de la Empresa Suchel-Cepil, en la provincia Ciego de Avila, que hoy tiene como objeto social poner en el mercado más de 45 productos plásticos de alta demanda en la población.

 Entre ellos tienen la primicia las escobas con 2 millones, cubos en más de 300 000 y el cepillo dental, únicos fabricantes en Cuba,   llegaron a 2 millones 509 000 unidades, cifra esta última que solo representa un 17 por ciento de su capacidad total que es de 11 millones.

Pero para hablar de resultados productivos es imposible sin mencionar lo alcanzado gracias a una acertada política de ahorro.

 Es decir, su nivel de producción total ascendente a más de 8 millones de pesos se consiguió con menos  consumo eléctrico al poder elaborar 1 000 unidades físicas con 11.7 megawatt, monto inferior a lo previsto que era de  12.3.

Hay una exigencia colectiva de ahorro que  se puede medir con la existencia en cada área de metro contadores con una lectura diaria, lo que permite adoptar las medidas según el comportamiento  de los equipos.

 No puede estar ajeno a esas consecuencias un tradicional movimiento de innovadores para mantener en activo cada máquina, aún cuando la pieza de repuesto no está en almacén.

 Aquí se trabaja día a día por hacer cumplir                                                        el Lineamiento 235 del VI Congreso del Partido Comunista de Cuba encaminado a “promover la intensificación del reciclaje y el aumento del valor agregado de los productos recuperados”.

Fue así como al utilizar 843 toneladas de resina plástica, su principal materia prima, que es  importada,  tuvieron un desperdicio tecnológico de 75.5 y de ellas 72.2 fueron recicladas en la producción sin afectar la calidad en sus 45 renglones de artículos plásticos, con menos costos.

Lo que no resultó aprovechable industrialmente, a lo que se unen otros desperdicios, en un total de 11 toneladas, se entregaron a la Empresa de Materias Primas para otros destinos, convirtiendo a la  Suchel-Cepil en  libre de elementos contaminantes.

Una acertada  política de ahorro en electricidad y de recursos importados, califica al colectivo de la Empresa Suchel-Cepil, en la provincia Ciego de Avila, en avanzada en el   Ministerio  de Industria, logro con el cual llegan a su cumpleaños 50 este 13 de febrero.

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres