Blogia
OkCuba

Una mirada de amor a la tierra para producir alimentos en Ciego de Ávila

El pasado día 9 entró en vigor el Decreto-Ley 300 del Consejo de Estado y con él la posibilidad de explotar 60 000 hectáreas potencialmente cultivables de la provincia Ciego de Ávila. Los interesados en calidad de usufructuarios podrán dedicarlas a los cultivos varios, la ganadería, los frutales, el tabaco y a la producción forestal o cañera.

Estas tierras, registradas como ociosas, se entregarán hasta en 5 caballerías a personas naturales, y solo una cuando no se tiene experiencia de productor. La solicitud se hace ante el Delegado de la Agricultura en cada municipio siempre avalado por condiciones físicas, mentales y morales que le permitan asumir esta responsabilidad.

En el caso de los beneficiados por el anterior Decreto Ley 259, realizan esa petición ante la entidad productiva a la que jurídicamente están vinculados. El nuevo Decreto Ley tiene ventajas, reduce los trámites para autorizar la tenencia de la finca, su explotación puede ser hasta 10 años prorrogable en personas naturales, construir sus viviendas en el campo y vincularse de forma a cualesquiera de las formas productivas existentes.

Con el Decreto Ley 259 puesto en marcha en el 2008, en la provincia se beneficiaron 9 989 avileños, los que junto a las instituciones jurídicas, llegaron a ocupar 106 749 hectáreas con una mayor presencia en los municipios Chambas, Ciego de Ávila y Baraguà.

Esta modalidad en función de la producción de alimentos acogió a 862 mujeres, a 1 939 jóvenes y a 2 150 que no tenían vínculo laboral. Ahora con el Decreto Ley 300 no se pueden cometer los errores o deficiencias que en el anterior proceso que pasó por la carencia de recursos y los altos precios de insumos y herramientas imprescindibles para iniciar las labores agrícolas y mantenerlas, que junto a otros factores, llevaron a que más de 1 000 avileños abandonarán este trabajo.

No se puede pasar por alto que la mayoría de los que solicitan tierra por vez primera no tienen hábitos, conocimientos ni identidad de campesinos, por lo que necesitan de asesoramiento técnico y posibilidades para sacarle su mayor provecho. Satisfacer de alimentos es una tarea estratégica para la supervivencia de la Revolución.

En el VI congreso del Partido Comunista de Cuba se exige que la entrega de tierras en usufructo propicie que los resultados productivos sean altos. Razón de Nuestro Héroe Nacional José Marti: “La tierra, cual si fuera una doncella, despierta a la menor mirada de amor.”

Pongámosles todos los ingredientes a esa mirada para que en variedad, calidad, cantidad y precios accesibles, los alimentos lleguen en el más corto tiempo a la mesa de cada avileño.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres